Ahorro de energía – La importancia de los techos verdes para la reducción del CO2

ahorrar energia - ahorrar energia - ahorro - energético energético - gestor energético

El desarrollo urbano ha generado una serie de problemas a nivel mundial, ya que toda construcción produce una cantidad considerable de CO2. Además de esto, problemas económicos y sociales.  El ahorro de energía se ha presentado como una solución a la gran demanda existente al igual que los techos verdes. Esta solución se presenta como una nueva tecnología que le puede ofrecer una gestión ambiental a los edificios. Sin embargo, no se ha podido implementar a gran escala. Debido a que más de la mitad de la población mundial se concentra en ciudades, se hace complicado instalarlos en los edificios que no tienen una estructura adecuada para llevar esta tecnología. Ciertamente el ahorro de energía ha buscado mitigar ciertos problemas pero no ha sido suficiente.  El incremento de la cobertura de áreas verdes, principalmente en los países desarrollados ha sido significativo pero no suficiente.

            Los techos verdes nacieron como respuesta a la dificultad de expansión de áreas destinadas a la vegetación en las zonas urbanizadas. Los mismos, buscan incorporar una masa vegetal a la vida urbana y contribuir con el ahorro de energía. Actualmente, se utilizan para cultivar plantas y mejorar la calidad ambiental del entorno. Las plantas pueden disminuir el calor por medio de la reflexión de la radiación solar y la sombra. Además de esto, reducen el calor a través del proceso de transpiración. Asimismo, las plantas pueden mejorar la calidad del aire debido a que reducen los contaminantes y atrapan las partículas en sus hojas. Son muchos los beneficios que puede traer aplicar esta tecnología y en cuanto al ahorro de energía, puede ser mucho más provechoso para cualquier edificación.

Tipos de techos verdes

            Actualmente, la gran mayoría de los países han optado por desarrollar una serie de medidas que busquen disminuir el consumo de energía y contribuir con el medio ambiente. No obstante, para las instalaciones de los techos verdes, las construcciones deben cumplir con una serie de requisitos para que la misma sea eficiente y pueda provocar un ahorro de energía. Algunos de ellos son:

  • Techos verdes intensivos: son lo más parecido a los jardines convencionales y se componen por una variedad de plantas. Estos jardines, en su mayoría, tienen un sustrato muy espeso, lo que les permite asumir una gran cantidad de especies verdes. Por otra parte, necesitan que la capa de sustrato sea superior a 30 cm, lo que aumenta el peso del sistema. Su principal desventaja es que su instalación suele ser muy costosa y el mantenimiento es muy elevado pero para el ahorro de energía es muy pertinente. Lo más recomendable es que este tipo de instalaciones se realicen en construcciones nuevas.
  • Techos verdes semi-intensivos: la diferencia con relación a los techos intensivos es el espesor del sustrato. En este caso, el mismo suele ser más delgado, entre 12 y 30 cm. Este hecho, no permite una gran selección de plantas pero de igual manera ofrece amplias posibilidades. Su principal ventaja, además de contribuir con el ahorro de energía, es que su mantenimiento es regular y su instalación no es tan costosa.
  • Techos verdes extensivos: son sistemas de bajo mantenimiento y se suelen instalar en zonas de inaccesibles. Las plantas que se utilizan para su instalación no requieren de tanta humedad y el sustrato requerido es de 5 a 15 cm. Las especies se caracterizan por adaptarse a las condiciones ambientales y subsistir con agua de lluvia, por lo que es pertinente que sean instalados en construcciones ya existentes para que se pueda producir un ahorro de energía.

Componentes de los techos verdes

      Para que un sistema de techo verde pueda funcionar, es necesario que se cumplan ciertos requerimientos en la superficie donde va a ser instalado para que pueda servir de ayuda con el ahorro de energía. Un requisito esencial, es la base de soporte que sirve como apoyo para el resto de los componentes. Por otra parte, se necesita de una membrana impermeabilizante que inhiba el crecimiento radical de las plantas. Una capa drenante que pueda recibir las precipitaciones y conducirlas hacia los desagües, también es esencial. La misma debe poder almacenar el agua.

      Por otro lado, se requiere de una capa filtrante que evite el paso de partículas del sustrato hacia la capa drenante. La capa de sustrato es el elemento principal, ya que de este se alimentan las plantas para su crecimiento. La misma, le proporciona a las especies vegetales, los nutrientes, el agua y el oxígeno. Además de esta capa, se necesita de la capa de vegetación, la cual depende del sistema de naturación elegido.

      Cada uno de estos componentes es esencial para que la instalación de los sistemas pueda funcionar correctamente en las zonas urbanas. De esta forma, no solo se protege a la construcción, sino también a las plantas que son elegidas para disminuir el calor y las temperaturas de las construcciones y así servir como instrumento para el ahorro de energía.

Beneficios que proporcionan los techos verdes

      Son diversos los beneficios de instalar los techos verdes. En primer lugar, mejoran la calidad del aire y reducen la contaminación en las grandes ciudades, lo que a su vez mejora la salud de los seres humanos. Por otra parte, permiten almacenar el agua de lluvia utilizándose para las plantas. Sin duda alguna, el principal beneficio que ofrecen estos sistemas es la regulación de la temperatura y el ahorro de electricidad por la disminución del aire acondicionado.

      Por otra parte, ayudan a proteger las cubiertas de extremas temperaturas, lo que las prolonga en el tiempo. La durabilidad de un techo puede ser hasta de 40 años si se utilizan estos sistemas. Asimismo, ayuda a reducir el efecto isla, lo cual contribuye al mejoramiento de la temperatura en las ciudades o zonas muy pobladas. La creación de hábitats para la fauna menor, es otra de sus ventajas ya que ayuda a conservación de la biodiversidad. Estos sistemas actúan como una barrera para el ruido y a su vez proporciona relación, reducen el estrés y proporcionan una zona de descanso y al mismo tiempo un espacio para el esparcimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies